Etiquetas

lunes, 18 de enero de 2016

Guiso de Cordero

No hay nada como los días de frío para disfrutar de un buen plato caliente, un guiso de los de toda la vida, esos guisos en los que nuestras madres y abuelas nos dan clases magistrales.

Los platos de cordero rápidamente me llevan a esos domingos en familia, a esa cocina lenta y a ese olor a romero y a vino.

Lo bueno de los guisos, es que no dan mucho trabajo pero el resultado es increíble. Eso si, nunca escatiméis en la calidad, yo tengo la suerte de vivir en la sierra de Guadarrama y tener unas carnes increíbles.

Así que vamos ya con la receta para que este domingo podáis reunir a la familia y les hagáis disfrutar de un buen guiso de los de toda la vida.



Ingredientes
1 pierna de cordero lechal
1 pimiento verde
1 cebolla
2 zanahorias
100 gr. de champiñones
2 dientes de ajo
3 hojas de laurel
1/2 litro de caldo
sal
pimienta negra molida
Aceite
1/2 vaso de brandy.

Esta receta podéis hacerla en una cacerola abierta o si no disponéis de mucho tiempo utilizar la olla exprés, acortaréis mucho el tiempo de cocción, aunque el que se cocine mas lentamente ayudará a reconcentrar los sabores.

Primero introducimos en la cacerola los trozos de cordero en dados, los salpimentamos y los rehogamos a fuego fuerte, una vez que hayan cogido color, los sacamos de la cacerola y reservamos en una fuente.
En ese mismo aceite echamos toda la verdura, la cebolla, el pimiento, zanahorias y los ajos (partidos por la mitad en trozos grandes) rehogamos durante 5 minutos, que se ablanden y después añadimos el cordero reservado, rehogamos todo junto durante 10 minutos mas, añadimos el laurel y rectificamos de sal. 
Cuando todo esté bien rehogado, añadimos el brandy y flambeamos, si no tenéis brandy, se puede hacer con vino blanco o tinto sin ningún problema, ¡esto al gusto!, una vez reducido el alcohol, añadimos el caldo, dejamos cocinar, si lo hacemos en cacerola abierta, deberá cocinar mínimo 1 hora, ir probando la carne hasta que quede muy tierna, si lo hacéis en olla a presión con 30 minutos quedará mas que tierna. 

Podéis acompañarlo de patatas fritas en dados, que se añaden en el momento de servirlo, para que queden crujientes y muy calientes, a los mas pequeños y no tan pequeños les encantará.